jueves, abril 27, 2006

libertad

Uno no vuela alto cuando nos encierran en una jaula.
La jaula quedó atrás, ya podés volar...

3 comentarios:

vinilica dijo...

y la vida es una jaula con las puertas abiertas dice un argento...

para mi no siempre se es libre de optar por la libertad, aunque la tengamos frente a la nariz...

saludos

reacción dijo...

Somos libres mientras tengamos la opción de rebelarnos ante lo que amenaza la libertad, ya sea que la tengamos o estemos en su búsqueda.

saludos y gracias por el comentario :)

María Inés dijo...

Espero que sigas eligiendome en tu libertad...TQM